Marcas

Le asesoramos y le ayudamos a proteger sus signos distintivos. Nuestro conocimiento, experiencia y nuestra competencia están a su servicio para todas las prestaciones jurídicas relacionadas con las marcas.

Análisis del carácter distintivo
Para apreciar la pertinencia del registro de una marca, evaluamos en qué medida su marca podría registrarse, a la luz de la jurisprudencia y en función de la práctica de las diferentes Oficinas (OAMI , OMPI ...).

Supervisión y auditoría
Podemos realizar una auditoría sobre el valor financiero y la calidad de la protección jurídica de las marcas de su empresa. También proponemos servicios de vigilancia de la competencia, investigaciones comerciales y supervisión de sus marcas, tanto a escala nacional como mundial.

Búsquedas de anterioridades
Realizamos investigaciones y análisis de los derechos anteriores identificados. En este contexto, nos esforzamos en proponerle y poner en práctica estrategias de liberación si existen obstáculos al depósito de su marca.

Depósitos de marcas
Nos ocupamos del cumplimiento de las formalidades administrativas, el seguimiento y la gestión del procedimiento de registro y una supervisión informatizada de los plazos.

Acuerdos industriales
Le aportamos nuestra competencia para negociar, preparar y redactar los contratos relativos a la titularidad de la explotación de sus derechos (aportación, transmisión, licencia, franquicia).

Contenciosos
Le asistimos en la elaboración y orientación de su estrategia de defensa de sus derechos. En el campo judicial, preparamos y dirigimos las operaciones de incautación de objetos falsificados y trabajamos en colaboración directa con abogados.

Read more

La marca es un signo que identifica y distingue los productos y servicios de una empresa.

Existen varios signos que pueden constituir marcas: puede tratarse de palabras (neologismo, siglas, expresiones, eslóganes), dibujos (logotipos), formas tridimensionales (envases), sonidos (melodías, anuncios cantados/rimados), hologramas, tonos de colores, incluso olores.

El registro de la marca confiere a su titular un monopolio sobre este signo para designar los productos o servicios reivindicados en el depósito.

Para beneficiarse de esta protección jurídica, la marca debe cumplir ciertas condiciones.

Una marca admisible es un signo :

  • distintivo, es decir, arbitrario en relación con los productos y servicios considerados
  • susceptible de representación gráfica
  • lícito : el signo no debe ser contrario al orden público ni a las buenas costumbres

Estos criterios de validez son examinados por la administración encargada de conceder los títulos de registro (en Francia: el INPI). Además, la marca debe estar disponible. A este respecto, corresponde al solicitante realizar una búsqueda de anterioridades.

Se pueden elegir diversos sistemas de depósito de marcas en función de la extensión geográfica de la protección deseada.

Marca nacional
Este título es válido para el territorio del Estado en que se ha solicitado la marca.

Marca comunitaria
Mediante una única solicitud ante la Oficina Comunitaria (OAMI), la marca cubre todos los Estados de la Unión Europea. Se trata de un título unitario, una de cuyas ventajas es el coste sensiblemente inferior al que corresponde a la suma de las marcas nacionales en los países miembros.

Marca internacional
Mediante un único depósito centralizado ante la OMPI (Organización Mundial de la Propiedad Intelectual) , es posible solicitar la protección de la marca en los países que se hayan adherido al Acuerdo de Madrid y/o al Protocolo de Madrid . El coste de un depósito depende del número de territorios considerados. Este sistema permite realizar economías de escala en relación con una multitud de depósitos nacionales y facilita también las operaciones administrativas asociadas a la marca.

Una vez registrada, la marca se beneficia de una protección eficaz mediante un verdadero arsenal jurídico :

  • la falsificación es un delito penal, castigado con penas de multa y de prisión;
  • el titular de una marca puede obtener mediante un procedimiento de urgencia el cese de la difusión de productos o de servicios presentados ilícitamente bajo esa marca;
  • el procedimiento de oposición permite bloquear de forma rápida y sin gastos elevados el registro de marcas posteriores;
  • la importación de productos presentados bajo una marca falsificada puede bloquearse mediante el procedimiento de retención aduanera;
  • el embargo de objetos falsificados facilita la constitución de pruebas para un procedimiento judicial gracias al efecto sorpresa y a los extensos poderes de investigación otorgados al agente de la Autoridad judicial.

Nuestro despacho le podrá asesorar y asistir en todos estos trámites.